En la conmemoración del Día Mundial de la Justicia Social, el alcalde Carlos Álvarez inauguró la Oficina Municipal de Inmigración de Talagante, para entregar a quien lo requiera, asesorías en materias laborales, orientación para acceder a servicios básicos y trámites de extranjería, pero lo más importante entregarles un lugar donde se sientan seguros y protegidos, facilitando su inserción en nuestra sociedad y cultura.

Categorías: Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *